domingo, abril 22, 2007

Condenado por robarle los dientes a su madre muerta

Albert Kgwatisi, un sudafricano de 30 años que quería que el espíritu de su madre muerta le visitase, ha sido condenado a una multa de 3.000 rands (unos 310 euros), o a 12 meses de prisión por un tribunal de la provincia del Noroeste, después de haber explicado cómo había extraído el esqueleto de su madre de la tumba antes de reemplazarlo con la ayuda de un sobrino de 12 años.
En el momento de su detención, declaró a la Policía haber cogido los dos dientes esperando que el fantasma de su madre, fallecida hace cinco años, viniera a hacerle una visita para recuperarlos.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal