jueves, diciembre 21, 2006

Váteres

Estas bocas femeninas tan sugestivas son un retrete en unos servicios públicos cerca de la Ópera de Viena (Austria). Bueno, eran. La presión de los políticos, que lo consideraban sexista, consiguió que el propietario del bar los retirara.
Y es que para eso están nuestros políticos. Para dedicarse a chorradas como ésta en vez de preocuparse por las cosas que realmente importan y ayudarían a que su pueblo viviera un poquito mejor: acceso a una vivienda digna, trabajo bien remunerado, buenas infraestructuras, sanidad decente,... pero no, ellos con sus váteres ya tienen suficiente. Y es que en su cabeza no hay más que mierda de ahí que no soporten nada que les recuerde -y/o refleje- su verdadera esencia. Ésa, y no otra, es la verdadera razón de que hayan actuado "retirando" estas boquitas para hacer caca y pipi en ellas -con una sonrisa-.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal