martes, mayo 27, 2008

Martin Kippenberger

Martin KippenbergerEscultura del "artista" alemán Martin Kippenberger que muestra a una rana crucificada con un huevo en una mano y una jarra de cerveza en la otra.
La obra, de un metro de alto, se encuentra expuesta en el museo italiano de Bolzano y ha levantado la polémica.
El obispo de la ciudad, Wilhelm Egger, ha afirmado que "la rana crucificada ha causado una profunda impresión a muchos de los visitantes al museo y ha herido sus sentimientos religiosos". Pero para los directores de la pinacoteca, a los que se la suda los sentimientos religiosos, sobre todo si se trata de sentimientos católicos -con los sentimientos religiosos musulmanes ya no tienen la polla tan grande-, la artística gilipollez, que pertenece a la colección Fred the Frog de Kippenberger, es un autorretrato del artista "en un estado de profunda crisis".
Y digo yo, ¿qué maldición perseguirá a los Martin del mundo cuando deciden decantarse por el arte que no les salen más que mierdas?

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal