viernes, abril 03, 2009

Obligan a sus hijos pequeños a fumar para que les toque la lotería

Los padres de la provincia vietnamita de An Giang, al sur del país, andan tremendamente atareados obligando a sus hijos pequeños a fumar porque creen que el número premiado de la lotería aparecerá dibujado en el filtro del pitillo si es consumido "por un alma inocente".
Esta práctica es consecuencia del furor que produce el "so de", un juego de apuestas ilegal basado en los números de la lotería estatal, en esta región y en especial en el pueblo de Phu Hoa. Los padres llevan a sus niños, que a veces no pasan de los cinco años, a los cementerios y allí les obligan a consumir un cigarrillo para que los espíritus les revelen cuáles serán los números premiados.
Esta fiebre ludópata que ha llevado a la aldea a la ruina comenzó en el año 2006, cuando algunos de sus habitantes resultaron premiados y el juego se popularizó. Al poco, la suerte cambió y los corredores de apuestas comenzaron a reclamar sus deudas, por lo que los habitantes de esta aldea rural tuvieron que vender sus casas y las cosechas con el fin de pagar sus deudas de juego.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal